domingo, 2 de agosto de 2015

CALOR, PÁJAROS Y BUENA COMPAÑÍA

La luna nos acompañó un buen rato, aún ya de día.

Nueva sesión de anillamiento en el río Algar en una mañana calurosa pero no llega a ser tan calcinante como las de días anteriores. A las seis de la mañana, con nocturnidad, alevosía y no poco sueño, estamos montanos cuatros redes Toni Zaragozí, Miguel Ángel Quereda, Xesca, Marta Giménez y aquí, el escriba.

El que suscribe, con un gorrión.

Marta con el Estrilda.

En plena tarea.
  
En las idas y venidas para comprobar las redes encontramos varias especies de libélulas y de caballitos del diablo.


Esta Orthetrum chrysostigma se dejó fotografiar incluso con macros tan próximos como este.

Explicación práctica de los niveles de grasa en las aves.

Hoy poco tiempo de asueto. No hemos tenido apenas parones.

Otra ave a punto de ser liberada.

La jornada nos ha reportado un buen número de capturas de ejemplares y de diferentes especies, lo que nos ha animado mucho, especialmente el Martín pescador que hemos cogido cuando ya estábamos desmontando las redes, a eso de las diez y pico de la mañana.

Extrayendo el Martín pescador de la red.

Toni sostiene al Martín después de anillarlo.

Marta y el broche de la sesión.


Las aves anilladas (un total de 18) han sido de estas especies:

Zarcero
Carbonero común
Golondrina común
Gorrión común
Jilguero
Carricero común
Ruiseñor común
Estrilda astrild
Curruca cabecinegra
Martín pescador

Desgarbado aspecto de un juvenil de Curruca cabecinegra.

Adulto de Curruca cabecinegra.

Zarcero.

Carbonero común (joven).

Carricero común.

Intenso amarillo en las alas de los jilgueros



De nuevo, un magnifico rato de pajareo en mejor compañía.


miércoles, 22 de julio de 2015

UN MAR DE SOLES



El girasol (Helianthus annuus) es una planta originaria del centro y del norte del continente americano y que llegó a Europa de mano de los conquistadores españoles a principios del siglo XVI. Su cultivo se extendió por Europa rápidamente y de ahí saltó a otros lugares.

Su nombre viene por su capacidad e moverse buscando que la luz del sol alcance a su flor. Esto deja de ocurrir cuando la planta ya ha llegado a una cierta madurez.




Con la flor del girasol me pasa lo mismo que con la del almendro: no puedo evitar hacerles fotos. Y eso que debo tener muchísimas.

Hace unas semanas, mientras trabajaba, encontré una gran extensión cultivada pero, en esas fechas, apenas había media docena de girasoles en flor. Ayer fuimos a ver cómo iba y nos encontramos con toda la plantación en flor. Una imagen espectacular que hizo que muchos conductores y paseantes se detuvieran para hacer fotos o, sencillamente, contemplar aquella explosión amarilla, un mar de soles.





Os dejo con todas estas fotos, una pequeña muestra de las que hice. Espero que os gusten.







sábado, 18 de julio de 2015

PAJAREANDO POR EL TAMARIT, EL PINET Y EL HONDO



 
Paseo tempranero para ver y fotografiar algunas aves por humedales del sur con Toni Zaragozí. Con las primeras luces de la mañana hacemos la primera parada junto a la Torre del Tamarit., donde no hay muchas observaciones de interés. Vamos hacia la zona de Bonmatí y un Chorlitejo patinegro corretea aquerenciado de un pequeño rincón y nos deja hacerle alguna fotos. Mientras, amanece y toda la salina se inunda de color rojo.

Amanece.
 

El Chorlitejo patinegro.

Siguiente destino: la salina de El Pinet, donde vemos un continuo trasiego continuo de Charranes comunes, muchos de ellos con cebas en los picos. También hay Flamencos, Avocetas, Cigüeñuelas y varias especies de gaviotas van llenando el paisaje. No falta, incluso, algún conejo. Un Tarro blanco sigue durmiendo en una orilla sin que parezca se haya dado cuenta de que ya hace rato que ha salido el sol y es sobrevolado por varias Canasteras.

 
 Avocetas.

 Flamenco.

  Charrán con ceba.

Después de un reparador desayuno en la playa de La Marina, seguimos para El Hondo. Al lado del centro de interpretación vemos Calamón, Cerceta pardilla, Gallineta común, Focha común y Focha cornuda junto a la lámina de agua mientras por el cielo pasa un bando de Moritos que rompe la monótona imagen de un vacío cielo azul, si exceptuamos la presencia de Vencejos y Golondrinas. Nos encontramos a Pepe Santamaría Santa, en plena tarea de enseñanza fotográfica. 

 El Hondo.

 "Paterío". 


Bando de Moritos. 

Hay numerosas libélulas y caballitos del diablo pero la elevada temperatura los mantiene muy activos y se hace difícil hacerles alguna buena foto.

Caballito del diablo. Ischnura sp.

Última parada en la puerta sur de El Hondo, donde hay Grajillas, algún Cernícalo vulgar cazando y otro bando (seguramente el mismo) de Moritos. Un Críalo vuela a un eucalipto y de ahí a un campo de granados, donde lo perdemos de vista. Hay varios Alcaudones meridionales, lo que nos alegra ante el descenso de sus efectivos. De regreso, un ganado ha ocupado parte de la carretera en una imagen que se nos antoja lejana. La Carraca se ha resistido y no se ha dejado ver con claridad. Otra vez será.

Ganado. 

Críalo.